Aleja las cápsulas de los niños

Todos sabemos que los niños se meten en la boca cualquier cosa que caiga en sus manos. Por lo tanto, es muy importante que los niños nunca se hagan con una cápsula de detergente líquido. Ni cuando el producto está guardado. Ni cuando se esté poniendo la lavadora. Mantén siempre las cápsulas fuera del alcance de los niños.

Advertencia

  • El detergente en cápsulas es de uso exclusivo para el lavado de la ropa, seguir detenidamente las instrucciones que aparecen en el envase. Nunca deben ser utilizadas para otro propósito y siempre deben guardarse fuera del alcance y de la vista de los niños.
  • Cuando saques una cápsula del envase para poner una lavadora, acostúmbrate a cerrarlo inmediatamente. Si no lo haces, es posible que el niño logre sacar una cápsula del envase abierto en menos de un segundo. A los niños les gusta imitar a los adultos. Así que, si acabas de sacar una cápsula del envase, ¡imagínate lo que querrá hacer el niño!
  • A continuación, mete la cápsula directamente en el tambor y cierra la puerta de la lavadora de inmediato; incluso si tienes que alejarte de la lavadora un momento para ir a buscar la ropa. Los niños son increíblemente rápidos cuando quieren conseguir algo que consideran interesante, como una cápsula de detergente líquido que está dentro de la lavadora, o sobre ella, o encima de la ropa sucia que hay en el cesto. Así que, como norma general, nunca dejes una cápsula de detergente líquido para lavadora fuera de su envase o fuera de la lavadora cerrada, ni siquiera durante muy poco tiempo.
  • Evidentemente, nunca debes dar una cápsula de detergente líquido a un niño, ni para que ayude a poner la lavadora ni para que juegue con ella. Si una cápsula cae al suelo por accidente, trata de encontrarla y recogerla de inmediato. Y si necesitas tirar una cápsula por cualquier motivo, procura que el niño no pueda sacarla fácilmente de la papelera.
  • Cuando hayas puesto la cápsula de detergente líquido en el tambor de la lavadora, no olvides volver a guardar el envase en un lugar seguro y cerrar el cierre de seguridad para niños si no lo guardas en un lugar alto.