Fundas del sofá y muebles tapizados

En primer lugar, leer siempre la etiqueta de cuidados del producto. Si el producto puede lavarse con agua, usar un detergente sin lejía ni agentes abrillantadores como Skip líquido para conservar los colores. Si el producto no tiene una etiqueta de cuidados, consultar a la tintorería. Si un mueble tiene diferentes piezas a conjunto, deben lavarse el mismo número de veces para mantener la misma tonalidad de color.

Adornos:

Los adornos de las prendas pueden influir tanto sobre el tipo de lavado como sobre los productos empleados. Por ejemplo, si una prenda tiene el cuello de piel, la etiqueta puede indicar que debe lavarse en seco a pesar de que el resto de la prenda pueda lavarse con agua.